El PixeBlog de Pedja: Blog de Videojuegos Retro y Next-Gen

Videojuegos desde los 8 bits hasta las consolas de nueva generación

Review Forza Motorsport 3

Publicado por 30 - Noviembre - 2009

forza_motorsport_3_01

He aquí el tercero en discordia, la tércera punta del vértice que componen un triángulo de juegos de conducción muy diferentes entre sí, pero capaces cada uno de ellos de satisfacer a un tipo muy concreto de jugador aficionado al videojuego de carreras. Todos ellos se han lanzado en el último cuatrimestre del presente año, y dije en su día que Colin McRae Dirt 2 era un juego de rallies que desparramaba espectacularidad a cambio del realismo presenciado en otras entregas, y que Need for Speed Shift lograba redimir los bandazos de la saga con una irresistible frescura en sus modos competitivos de juego online y en la sublime representación de la vista interna de conducción.

En un primer vistazo, Forza Motorsport 3 no tiene demasiado que ver con las otras propuestas comentadas. Sin embargo, pienso que se le podría sacar algún punto en común, por lo menos, con Dirt 2. Y es que la exigencia de control y conducción se ha suavizado un poco respecto a los capítulos anteriores. Sólo hay que ver la implementación del rebobinado en plena carrera; una marcha atrás que, curiosamente, es aún más generosa con el jugador que en el título de Codemasters.

No pongo en duda, en ningún momento, de la utilidad de esta característica: a la hora de intentar marcar nuestro mejor tiempo, podremos buscar la perfección en cada curva a base de rebobinar, en lugar de tener que empezar de nuevo la carrera. Sin embargo, sigue sin pegarme con la denominación Forza Motorsport, aún siendo consciente de que es una opción más, que si no quieres, no la uses y punto.

forza3_02

Tras esta pequeña reflexión, es de justicia alabar el grado de personalización conseguido en Forza 3 con respecto a la dificultad de manejo. Cinco niveles de conducción, desde cambio de marchas automático hasta sistema antibloqueo de frenos, pasando por la típica señalización de ruta y velocidad recomendada para cada tramo de cada circuito. Para los sibaritas de nivel 30, la posiblidad de cambiar de marcha manualmente y con embrague. Lástima que el volante oficial de Microsoft con cuente con ese tercer pedal, aunque seguramente no tardemos en ver una revisión de dicho periférico, convenientemente equipado.

Conducir en Forza 3 sigue ofreciéndonos una sensación tan satisfactoria o más que en la segunda entrega; dichas sensaciones se ven reforzadas gracias a la mejora del sistema de físicas, mejor conseguido que en Forza 2, derivando en situaciones auénticamente rocambolescas en las que la IA puede cerrarnos el paso en una arriesgada curva y hacernos girar sobre nosotros mismos, e incluso siendo posible que varios vehículos implicados en algún accidente salgan por los aires al más puro estilo Out Run, sufriendo daños visibles. Así pues, esta recreación de la física elimina la sensación de rigidez que suelen destilar los simuladores de conducción. Con todo, existe un buen margen de mejora en este campo, pero se agradece que estas máquinas de conducir no sean de granito.

forza3_01

Visualmente, Forza 3 ha mejorado más de lo que puede parecer a simple vista. Alejándonos de las frías cifras que nos dicen que se ha multiplicado por diez el número de polígonos utilizado para modelar cada vehículo, la verdad que siguen luciendo de maravilla, aunque el verdadero salto de calidad radica en la recreación de los escenarios; en Forza 2 lucían fríos y desangelados, mientras que en esta tercera entrega aparecen con todo lujo de detalles, utilizando una gama de colores mucho más viva. La subida a Montserrat, el circuito montañoso que se ha utilizado en la promoción del juego, es un perfecto ejemplo de lo comentado. La iluminación, a través del excelente uso del HDR, otorga un punto más de excelencia al entorno.

Por supuesto, sigo opinando que la marca diferencial de Forza 3 en el apartado gráfico sigue siendo la tasa de sesenta imágenes por segundo; estamos ante el tipo de juego en el que esta característica se torna esencial para transmitir sensación de movimiento y velocidad. Aún con el aumento de calidad gráfica, los frames por segundo no se resienten en ningún momento, algo digno de alabanza. Sí tengo que apuntar en el debe gráfico del juego, la cámara interna: el detalle del interior del coche, las manos del conductor y, en general, las sensaciones transmitidas en dicha vista, sin ser deficientes, sí que quedan lejos del nivel alcanzado en NFS Shift en este campo.

forza3_04

En el resto de opciones, Forza 3 apuesta por la cantidad, y sus cifras son galácticas: cuatrocientos coches, cincuenta marcas de alto standing y más de cien circuitos distintos, ampliados recientemente a través de contenido descargable inusitadamente gratuito. En cuanto a la configuración mecánica, se incluyen suculentas opciones de telemetría, las cuales pueden ser obviadas gracias a la opción de Configuración rápida para cada tipo de circuito, harto útil para los escasamente duchos en la materia, como yo.

En cuanto a modos de juego, el modo principal en solitario nos permite ir agendando eventos en nuestro calendario, para ganar dinero, comprar nuevos coches y avanzar de categoría de conducción con puntos de experiencia. Por su parte, el online será un perfecto banco de pruebas para medirnos con nuestros amigos. Ojito, que en ese caso no podréis darle a rebobinar: si la cagamos en la dichosa curva de siempre, no habrá vuelta atrás.

Por último, el editor de aspecto de vehículos sigue siendo tan completo como siempre, aunque aparte de poder disponer de un “lienzo” para dibujar y componer los vinilos que aplicar posteriormente a la máquina, pocas novedades encontraremos. Resulta asombroso encontrar diseños tan impactantes en el juego, realizados con un editor en el que no podemos importar una imagen externa, sólo agrupar formas geométricas. Así, existe una opción de subastas online en la que los manitas verán recompensados sus esfuerzos, subastando sus creaciones a la comunidad.

narutocar

En conclusión, Forza 3 sigue manteniendo intactos sus valores de juego; creo que peca de ser demasiado continuista en muchos detalles, aunque es bien cierto que el tema de la física de los vehículos, el acercamiento arcade con las distintas ayudas propuestas o la remodelación de los escenarios son añadidos capaces de justificar su compra. Cualquiera que disfrute mínimamente de la conducción virtual, debe acercarse a la propuesta de Turn 10, la cual, aún llevando la simulación por bandera, será capaz de contentar a cualquier tipo de jugador y ofrecer un número elevadísimo de horas de juego.



2 comentarios en “Review Forza Motorsport 3”

  1. FranL2P dice:

    Gran review Pedja. Yo eché de menos en la demo poder probar, aunque sólo fuera un poco el editor de aspecto de vehículos, porque había leido que era bastante completo y potente, y por lo que veo así es. En fin, otro que irá a lista de Navidad XD.

  2. Pedja dice:

    Amigo Fran, seguramente no saldrás decepcionado si culminas su adquisición. Juego para rato, muy buenas sensaciones al volante y pique asegurado tanto batiendo récords online como con las carreras multijugador. Y además puedes poner a tu amigo Naruto en el coche por un módico precio xD

Comenta lo que quieras respecto a este artículo...

VIDEO

TAGS



Sobre el PixeBlog

El PixeBlog nació una tarde de Noviembre de 2006, motivado por el deseo de su autor, Jesús Relinque
-PEDJA-
, en pos de rememorar sus vivencias sobre juegos olvidados y remotos.

Hoy, los artículos publicados en el blog compaginan lo Retro con la presente generación de videojuegos. Siéntete libre de compartir tu opinión.

Meta

Obra bajo licencia de Creative Commons

Pedja Wichu

RSS facebook Google+

Twitter

Diseño actual por Pedja a partir del tema Scarlett de WordPress themes