Metal Gear Solid 4: Diez pensamientos durante las tres primeras horas de juego

MGS4

  1. Fumar mata. O al menos, envejece. Pero la verdad es que casi te incitan a sacar un cigarrillo durante la dichosa instalación.
  2. Mola un ‘puñao’ el tipo de fuente utilizada para los rótulos durante la introducción.
  3. No hay quien gane al señor Kojima a la hora de dotar de carácter cinematográfico a un videojuego. Impepinable.
  4. Lo que es más complicado es conseguir dotar de carácter jugable a una película. Parece que esta vez sí lo está consiguiendo.
  5. Por fin, la acción directa es una opción válida y agradable al manejo. Ayuda mucho el cambio de cámaras y la perspectiva ‘Resident Evil 4‘ al apuntar.
  6. El señor Harry Gregson-Williams es un máquina. Otra obra maestra en forma de BSO.
  7. El Metal Gear Online debe ser la ostia. Digo que debe ser, porque con lo complicado que es sacarse la Konami ID, debe merecer la pena. Yo aún no he podido.
  8. Genial el detalle de la presentación del OctoTraje, con la mimetización con el entorno y la broma con la caja de cartón.
  9. Pase la instalación inicial… pero tener que instalar por cada acto, me parece abusivo.
  10. Gran doblaje original. David Hayter es el amo. La verdad, prefiero que esté subtitulado. Si llegan a realizar el doblaje al castellano de igual forma que el subtitulado, con frases como «Tienes una compresa«…

Publicado por

Pedja

https://plus.google.com/108451085987227805779/

2 thoughts on “Metal Gear Solid 4: Diez pensamientos durante las tres primeras horas de juego”

  1. Bueno, al fin y al cabo, las instalaciones de dos o un minutos (por acto), y teniendo en cuenta cómo te dejan éstos tras acabarlos, pues… casi que se le perdona xDD

    Eso sí, termínatelo… o inténtalo. Es la ostia, sobre todo si uno ha vivido la serie desde el MSX2.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *